VERDOLAGA EL SUPERALIMENTO OLVIDADO

Su nombre científico es Portulaca oleracea, conocida popularmente como “verdolaga”, es una planta muy valiosa, la cual podríamos considerarla como un superalimento, además de ser una hierba medicinal conocida desde la antigüedad.

Es una planta anual suculenta de la familia Portulacaceae, que puede alcanzar hasta 40 cm de altura. Es nativa de la India del Oriente Medio y sur de Europa como España, aunque crece en muchas partes del mundo durante la época cálida, en huertos, campos, o al borde de los caminos, por lo general es considerada como maleza.

La verdolaga destaca sobre todo porque es una de las verduras más ricas en Omega-3 que se conocen. Una taza de la planta fresca puede contener 400 mg. de este ácido graso esencial. Pero además nos ofrece un aporte muy completo de gran variedad de nutrientes y de principios medicinales:

Presenta un alto contenido de proteínas, carbohidratos, fibras, calcio, fósforo y hierro le confieren a la verdolaga múltiples propiedades curativas y que también son aprovechadas con fines alimenticios.

  • Vitaminas: A (Betacarotenos, 7 veces más que la zanahoria), B1, B2, B3, C, E.
  • Minerales: Potasio (más que las espinacas), calcio, magnesio (una de las mejores fuentes vegetales), hierro, fósforo, magnesio, azufre.
  • Aminoácidos: Alanina (incrementa las defensas del sistema inmunitario); arginina (muy necesaria para el crecimiento muscular y reparación de tejidos ); histidina (vasodilatador y estimulador del jugo gástrico.
  • Combate la anemia, la artritis y es muy sutil para las úlceras): isoleucina (necesario para el crecimiento adecuado); valina (crecimiento infantil)
  • Bioflavonoides: Liquiritina
  • Antioxidantes importantes: Glutatión o betalaínas (en sus pigmentos)
  • Neurohormonas y neurotransmisores en la planta fresca: Dopamina y l-noradrenalina (acción vasoconstrictora, antihipotensora la cual ayuda a reducir hemorragias)
  • Ácidos: Ascórbico (Vitamina C ); aspártico (para la expulsión del amoníaco); glutamínico (antiulceroso, tónico, incrementa la capacidad mental); linoleico; oxálico, palmítico.

¿Cómo consumirla?

Se pueden consumir sus tallos, hojas, flores y semillas. Tiene un sabor suave, ligeramente acidulado, al que debe el nombre de “vinagrera” por el que se la conoce en algunos sitios, se puede tomar de muchas maneras:

  • Fresca en ensalada o cualquier otra presentación cruda. Como si se tratara de cualquier verdura conocida se puede aliñar a gusto o experimentar cualquier exquisito plato; para beneficiarnos de sus virtudes medicinales al tiempo que disfrutaremos de un delicioso plato. La única recomendación es lavar cuidadosamente las hojas.
  • Cocinada, preferentemente al vapor, o salteada.
  • En jugo: podemos extraerlo de la planta fresca con una licuadora, o añadirla a un batido. Las recomendaciones diarias en general son de un máximo de 100 gr. de planta fresca licuada, o de 1 a 3 cucharadas de jugo que se puede mezclar con agua o miel.
  • En infusión, ya sea con la planta fresca o seca. Se prepara a razón de una cucharada de la planta fresca en una taza de agua hirviendo. Se toman unas 3 tazas al día, repartidas en las principales comidas.
  • La planta seca: aunque fresca es como conserva todas sus propiedades, también podemos secarla y después aprovecharla para infusiones, añadirla pulverizada a sopas (sirve como espesante), ensaladas, etc.
  • Harina: de sus semillas secas se puede hacer una harina a la que se le da uso en la cocina, como es tradición en Kenya.
  • Tintura; macerada en alcohol.

About Luz Mar

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *